Perdete
Encontrando


Contactanos

Frío, tibio, caliente, se quema...
Sentidos somáticos e impacto emocional.

Para quienes siguen mis últimos textos, sabrán que les adeudaba analizar la relación entre el tacto y el mundo de las emociones.

Y no casualmente lo dejé para el final, pues más que describirlo quiero reivindicarlo:
Si algo nos sucede al común de los videntes, es que lo hemos devaluado a su mínima expresión, corriendo el riesgo de perderlo por falta de uso, y de volvernos cada vez más insensibles.

La experiencia a partir del propio cuerpo es mucho más importante de lo que la mayoría de nosotros piensa, no sólo por la significación que en si misma posee; sino por su relación directa a la emocionalidad. Imposible dejar al cuerpo fuera de un análisis de la relación
estímulo
- percepción- emoción- acción,
y en este caso les aseguro que es toda una experiencia animarse.

Sin bien deportistas, bailarines, y cualquier otro u otra que realice una experiencia corporal o una actividad manual conoce los beneficios que ella implica,
son pocos los que la capitalizan para potenciar su desarrollo personal y laboral.

Te invito a conocer una nueva inteligencia y un modo simple de promoverte bienestar.

Neurofisiología Sensorial

Dada la complejidad de estos puntos, tomaré información textual sobre algunos textos técnicos que la describen (1).

Los sentidos somáticos son mecanismos nerviosos que recolectan informaciones sensoriales a partir del cuerpo. Proporcionan información sobre lo que sucede en la superficie y en el interior de nuestro cuerpo; por lo cual los receptores somatosensoriales están repartidos por todo el cuerpo. 

Las modalidades son: tacto, presión, temperatura y dolor. Los sentidos somáticos se dividen en tres niveles de somestesia:

  • Sentidos cutáneos o exteroceptivos: los receptores en la superficie corporal permiten la percepción consciente a través de la piel (tacto, presión, vibración y temperatura).
  • Propiocepción y cinestesia: los receptores en las articulaciones y tendones permiten la percepción consciente de posición, peso y movimiento y la configuración inconsciente del esquema corporal.
  • Sentidos orgánicos e interocepción: los receptores en las vísceras permiten la percepción inconsciente de presión, dolor y temperatura de los órganos internos y regulan las funciones vitales.

Detección y transmisión de Sensaciones Táctiles.

Son conocidos por lo menos seis tipos de receptores táctiles totalmente diferentes, pero existen muchos semejantes a estos

Los distintos estímulos son captados por diferentes receptores: la energía mecánica es captada por los mecanoreceptores superficiales (Merkel y Meissner) produciendo el tacto de vibración y presión y por los mecanoreceptores profundos (Pacini y Ruffini) produciendo la cinestesia; la temperatura es captada por los termoreceptores (terminaciones libres); y los estímulos mecánicos de valores extremos y las sustancias químicas son captados por los nocioceptores (terminaciones libres) produciendo el dolor.

El cortex sensorial somático.

CORTEX1

Las señales sensoriales de todas las modalidades de sensación acaban en el cortex cerebral posterior al surco central.

Generalmente, la mitad anterior del lóbulo parietal está implicada casi enteramente con recepción e interpretación de las señales sensoriales somáticas de la mitad posterior con niveles más elevados de interpretación.

Áreas Sensoriales y Somáticas I y II

Área sensorial somática I: Localizada en el giro pos-central, en el área de Brodmann 3, 1 y 2. Esta es más extensa e importante que el área sensorial 2, posee un elevado grado de localización de las diversas partes del cuerpo.

Área sensorial somática II: En contraste, la localización es imprecisa, representa la cara anterior, los brazos centralmente y posteriormente. Algunas señales ingresan en esta área por el tronco cerebral, por encima y provenientes de ambos lados del cuerpo.

Algunas regiones del cuerpo son representadas por grandes áreas del cortex somático, los labios tienen la mayor de todas, seguidos por la cara y el pulgar, en tanto el tronco y la parte inferior del cuerpo son representados por áreas pequeñas.El tamaño de estas áreas es directamente proporcional al número de receptores sensoriales.


Un cuerpo inteligente.


Por primera vez, en 1993, Gardner y sus colaboradores del proyecto Zero de la Escuela Superior de Educación de Harvard , señalaron que existen siete inteligencias; definiendo la inteligencia como la “capacidad de resolver problemas o elaborar productos que sean valiosos en una o más culturas “.

Estas son: la lingüística-verbal, la lógica-matemática, la física-cinestésica, la espacial, la musical, la interpersonal y la intrapersonal. Luego basándose en los estudios más recientes establece que hay más inteligencias: la naturalista, la espiritualista, la existencial, la digital y otras.

Al definir cada una de ellas, veremos realmente la importancia de este sentido en las que he subrayado.

• La inteligencia lingüística-verbal:   es la capacidad de emplear de manera eficaz las palabras, manipulando la estructura o sintaxis del lenguaje, la fonética, la semántica, y sus dimensiones prácticas.
• La inteligencia física-cinestésica:   es la habilidad para usar el propio cuerpo para expresar ideas y sentimientos, y sus particularidades de coordinación, equilibrio, destreza, fuerza, flexibilidad y velocidad, así como propioceptivas y táctiles. Se la aprecia en el desarrollo de actividades deportivas, danza, expresión corporal y/o en trabajos de construcciones utilizando diversos materiales concretos. También en aquellos que son hábiles en la ejecución de instrumentos.
• La inteligencia lógica-matemática:   es la capacidad de manejar números, relaciones y patrones lógicos de manera eficaz, así como otras funciones y abstracciones de este tipo.
• La inteligencia espacial:   es la habilidad de apreciar con certeza la imagen visual y espacial, de representarse gráficamente las ideas, y de sensibilizar el color, la línea, la forma, la figura, el espacio y sus interrelaciones.
• La inteligencia musical:   es la capacidad de percibir, distinguir, transformar y expresar el ritmo, timbre y tono de los sonidos musicales.
• La inteligencia interpersonal:   es la posibilidad de distinguir y percibir los estados emocionales y signos interpersonales de los demás, y responder de manera efectiva a dichas acciones de forma práctica.
• La inteligencia intrapersonal:   es la habilidad de la autoinstrospección, y de actuar consecuentemente sobre la base de este conocimiento, de tener una autoimagen acertada, y capacidad de autodisciplina, comprensión y amor propio.

• La inteligencia naturalista:   es la capacidad de distinguir, clasificar y utilizar elementos del medio ambiente, objetos, animales o plantas. Tanto del ambiente urbano como suburbano o rural. Incluye las habilidades de observación, experimentación, reflexión y cuestionamiento de nuestro entorno.

Para llegar a la inteligencia inter e intra-personal desde la física cinestésica es fundamental dimensionar el alcance d ela misma

Si buscamos Cinestesia en el diccionario de la Real Academian española encontramos lo siguiente:
(Del   fr.   cinesthésie,   y este   del   gr.   ? ??s??, movimiento,   y a s??s??, sensación).
1.   f.   Psicol.   Percepción del equilibrio y de la posición de las partes del cuerpo.

La llamada inteligencia corporal es la capacidad de utilizar y controlar el propio cuerpo para realizar movimientos, manipular objetos, construir cosas o expresar sentimientos. Sirve para comunicarse de forma no verbal, para practicar juegos o deportes que impliquen el movimiento corporal y para transformar y crear objetos de distintos materiales...

Para desarrollarla es necesario tener una serie de destrezas motrices, una correcta percepción del tiempo y el espacio, así como coordinacion motora fina o gruesa, las cuales si bien se entrenan por caminos muy diversos, contribuyen a la comunicación no verbal.

Comunicándonos con el cuerpo.

Según el columnista Nicholas Bakalar, del The New York Times, las investigaciones experimentales demuestran que el acto de tocarse unos a otros tiene más valor que mil palabras, y que apenas un leve contacto físico, desde el punto de vista emocional, puede manifestar sin palabras y sin lugar a dudas, emociones bien definidas.

Cuando hablamos con alguien, sólo una pequeña parte de la información que obtenemos y proveemos a una persona procede de las palabras, la mayor parte proviene de multitud de signos de gran variedad:  

Un estudio realizado por el antropólogo Albert Mehrabian lanzó un resultado sorprendente:  

•  Tan sólo un   7 %   de la comunicación entre dos personas se realiza mediante palabras.  
•  un   38 %   se comunica mediante la voz y todos sus componentes (volumen, entonación...)  
•  el   55 %   restante se lleva a cabo a través del lenguaje corporal (gestos, posturas, mirada...)  

El componente   verbal   se utiliza para comunicar información y el   no verbal   para comunicar estados y actitudes personales.

Ese mismo investigador, afirma que en una   conversación cara a cara,   el componente verbal es menor al 35% .

Más del   65% es comunicación no verbal.

Existen tres ámbitos de estudio de la comunicación no verbal: kinesia, paralingüística y proxémica.

* La kinesia   se ocupa de la comunicación no verbal expresada a través de los movimientos del cuerpo.
* La paralingüística   estudia el comportamiento no verbal expresado en la voz.  
* La proxémica   se encarga de estudiar el comportamiento no verbal relacionado con el espacio personal.

En este punto, no puedo dejar de mencionar un texto en el que desarrollo excautivamente este tipo de comunicación, llamado justamente “Cuerpos que hablan” que complementa un texto sobre la metacomunicación que encontrarán en la web de encontradores.

 

Entrenado la relación tacto-emociones.


Si bien habitualmente se habla de los beneficios de realizar actividades manuales o físicas como un excelente modo de entrenar la inteligencia corporal, cosa que obviamente comparto, quiero destinar este espacio a promover algo mucho más simple y absolutamente invisibilizado.

Mi propuesta simplemente se reduce a conectarte, a través del tacto, con diversas texturas y registrar conscientemente, las emociones que se movilizan en relación con ellas. Tengamos en cuenta, que justamente no se trata de encontrar relaciones pre-establecidas,-pues las mismas sólo las define la cultura; sino de animarnos a descubrir la singularidad de esa relación en nuestro aquí y ahora.

Antes de hacerlo, y para que dimensiones bien mi propuesta, quiero conectarte con la idea de textura y las disfunciones que pueden aparecer al procesar incorrectamente la información sensorial y algunos testimonios de la relación textura-emoción:

Cuando hablamos de textura, nos referimos a la apariencia de una superficie, la propiedad que tienen las partes externas de los objetos, así como las sensaciones que causan, de ser captadas por diversos sentidos.

Las texturas pueden ser naturales o artificiales:

  • Naturales: pertenecen a elementos de la naturaleza, como la piel del animal o la superficie de un pétalo de rosa.
  • Artificiales: son las que estructuran las superficies del material con que están fabricados los objetos, como la de la pared o un papel de regalo.

Clínicamente, se habla de trastornos en el procesamiento de la información sensorial, éstos pueden derivar en respuestas incorrectas, como son:

  • Hipersensibilidad al tacto, al movimiento o a los sonidos
  • Alta distractibilidad, respuestas exageradas ante el contacto físico, desagrado ante ciertas texturas, rechazo y miedo exagerado ante movimientos básicos, miedo a los juegos del parque, miedo ante los sonidos fuertes

A continuación, mostramos algunas de las respuestas incorrectas que pueden observarse, cuando un sistema sensorial no está funcionando de forma adecuada.

A nivel táctil:

  • No le agradan los juegos sucios o con manipulación de elementos como barro, plastilina, pintura de dedos…
  • Es sensible a determinadas prendas de ropa (no le gustan por su textura), le molestan las etiquetas, los calcetines…
  • Siempre está tocando a las personas y los objetos, buscando el contacto físico
  • Se irrita o se pone agresivo ante la proximidad con otras personas, o cuando alguien le toca accidentalmente
  • Le disgusta caminar descalzo, sobre la arena, sobre la hierba…
  • Es insensible al dolor, no se queja aunque la herida sea importante
  • No es consciente cuando tiene las manos sucias, cuando tiene saliva en la boca, cuando tiene mocos en la nariz …

Y finalmente, quiero compartirles algunos testimonios que releve, para que vean la variedad de sensaciones que pueden ser registradas.

  • Una mujer joven cuando toca una tela rugosa siente depresión, asco, y cierto temor. Tocar terciopelo le produce extrañeza y las sedas un sentimiento de euforia.
  • A un varón joven, la lana le produce temor, la piel le produce asco, las telas de toalla le dan sensaciones frías y los pétalos de rosa cierta excitación.

Y ahora sí, te propongo una experiencia sensorial. Para hacerlo, cubrite los ojos para no tentarte abrirlos.

Ahora tomá un objeto cualquiera y experimentá sensaciones al tocarlo:

  • Registrá si es uniforme, lisa o rugosa, si tiene relieves , si sus bordea son redondeados o puntiagudos, si es suave o áspera, si los sientes frío o caliente
  • Y frente a cada punto, es importante que registres tu sensación al tocarla; si es placentera o te produce rechazo.
Una vez que hayas descubierto aquellas texturas placenteras, construye con ellas un amuleto y mantenlo cerca, cuando quieras promoverte un estado afectivo ideal para concretar acciones de importancia en tu vida.

Charla Gratuita
Coaching

Liderando
el Cambio Personal.


Cuando cambias el modo de mirar las cosas, las cosas que miras cambian
.

Miércoles 29/8/2012
19.15 a 21 15.
CABA

Informate



Una Terapia poco convencional.

La asnoterapia, terapia con burros, es una alternativa terapéutica que se desarrolla en diferentes países desde los años 50.

Los estudios demuestran que
es beneficiosa en el cuidado y tratamiento de personas con problemas físicos y mentales.

Concretamente, revelan que el contacto repetitivo con burros mejora el equilibrio, contribuye al desarrollo de los músculos finos y, gracias a la interacción con el animal , se estimula el vocabulario, se reduce la hiperactividad en los niños y la falta de atención, entre otros beneficios.

Esta terapia consiste en tocar al animal; se hace a través de la exploración de su cuerpo, de estar en contacto con él y sus necesidades (alimentación, cepillado y paseos).

 En este punto, la comunicación directa verbal y no verbal que se establece, las caricias, contemplación y admiración estimulan favorablemente. Los canales auditivos y visuales son importantes, pero el kinestésico (táctil-emocional) es quizá el que mayor impacto terapéutico produce.

Los mejores resultados se están obteniendo en situaciones de hiperactividad, nerviosismo, depresión, falta de concentración, timidez excesiva, dificultades de comunicación y/o de expresión emocional, trastornos alimentarios, enfermedades psicosomáticas y fobias.

Preguntas TACA © Isabel Salama, Enero 1988

Cursos y Talleres
On Line
Te proponemos
Diversas Actividades para fortalecer tus
Capacidades Emcoionales

Informate


Claves para escuchar
al cuerpo
.

Evaluar la postura. En cualquier posición, cerrar los ojos y sentir dónde y cómo está cada segmento corporal. Si hay zonas de excesiva tensión muscular, compresión o algo que duela o moleste.

Llevar la atención a los tejidos que duelen e intentar relajarlos. A veces, con solo pensar y concentrarse en dónde duele, las molestias disminuyen considerablemente. Esta técnica es muy valiosa para todas aquellas personas que sufren de dolor crónico.

Adivinar la temperatura. Sintiendo el calor o el frío en nuestra piel, intentar adivinar qué temperatura hace en el ambiente. Luego, controlar con un termómetro o la información climática.

Masajes. Cada cierto tiempo, darse un masaje relajante para sentir los músculos del dorso, o una sesión de reflexología para sentir los pies.

Revisar hábitos. Conectarse con aquellas sensaciones primarias como el hambre, la sed y el sueño. No comer simplemente porque “vino la hora”, sino esperar a sentir hambre en el estómago. Lo mismo pasa con dormir. Si es posible, respetar esas señales del cuerpo y dar una siesta cuando es necesaria.

Respirar con conciencia. Una vez al día, centrar la atención en la respiración. Inhalar y exhalar lenta y profundamente varias veces, mientras se siente cómo tanto el tórax como el abdomen se hinchan a la par.

Entrenar el oído. Silenciar la casa y prestar atención a los ruidos que provienen del exterior, tratando de identificar de dónde provienen y qué los origina. También, otra idea es bajar un punto a la vez el televisor, hasta que genere un esfuerzo poder oírlo.

Kinestesia, aprendiendo
a sentir el cuerpo.
Tania Petleski-
Kinesiologa UBA

Test on Line
Personalizados

Una porpuesta desde la mirada del coach.

Con la realización de cualquier Text, te obxsequiamos un

Test Personalizado
sobre Autoestima.

Informate


Ejercicios para un
entranmiento somato- sensorial.


1. Tome lápices de colores y un papel. Cierre los ojos, piense en algo placentero, en algo que sienta, e intente plasmarlo en el papel.

2. Tome un mecano, mis -ladrillos o cualquier juego que le permita construir algo que le guste (un castillo, una torre, un coche,...).

3. Con un pedazo de plastilina haga figuras pequeñas, lo más pequeñas que le sea posible.

4. Ponga música y trate de sentir el ritmo, deje libre su cuerpo y muévase al siguiendo la melodía.

5. Juegue con algún niño a algo que implique utilizar el propio cuerpo. Otra posibilidad es jugar a “Dígalo con Mímica”.

6. Imite, frente a la televisión, los movimientos del protagonista principal del programa que esté viendo. Tanto en lo referente a movimientos corporales como gestos del rostro.



Fuentes de Información

(1) En este caso y dada la complejidad del tema, he tomado citas textuales
referenciadas aquí:

Neurofisiología
Sensorial

Pablo Morales

Fisiología de la conducta  
Neilr R.,Carlson

Sentidos Somáticos I: Modalidades somáticas y receptores
PsicoNeuroBlog

Definición de Kinestesia
Definición.De

Kinestesia, aprendiendo
a sentir el cuerpo.
Tania Petleski-
Kinesiologa UBA

Preguntas TACA
Isabel Salama,
Enero 1988.

Texturas, Artes Visuales
EcuRed.
Conocimeintocon todos y para todos.

Cuerpos que hablan
Wev Encontradores

Textos
Complementarios


*La percepción

Publicación de la
Universidad de Murcia
*Viaje al Universo
Neuronal

Fundación española para la ciencia y la tenología.

*Relacionando el sonido
y la conducta.
*El Impacto del color
en nuestra vida
.
*El olfato y su impacto
en la emocionalidad.

*La influencia del sabor
en la emocionalidad.
*Competencias Socio-Emocionales
*Inteliegencia Emocional.

Web Encontradores

 


Cundo empecé a trabajar la relación estímulo - percepción- emoción- acción, para entrenar las   competencias socio-emocionales; propuse la importancia de elegir cuidadosamente el modo en que lo haremos.

Hoy, después de haber recorrido los sentidos, lo único que agregaría es que los incluyamos a todos en esa elección, pues de ese modo tenemos garantizada la posibilidad de disfrute:

Explora tu relación con la música, la pintura, la danza, el deporte, la literatura, la actuación, la práctica de artes marciales, el tejido, la cocina o los videojuegos, el paracaidismo, la jardinería o la construcción de casas, entre otras innumerables actividades que puedas realizar.

Lo importante no es el camino elegido, sino el modo de recorrerlo.
Un modo que sólo podrás conocer probando y justamente probando es que encontrarás el camino hacia el Bienestar Personal y Laboral que tanto promuevo.

.

Fabiana Andrea Mendez
 
 

 

Ingrese su email si desea recibir nuestros Newsletters:
www.encontradores.com.ar
Comunidad Encontradores - Ciudad de Buenos Aires Argentina
comunidad@encontradores.com.ar
Sitio optimizado 1024x768
© Copyright  2010  Encontradores by Fabiana Andrea Mendez
Consultas y Sugerencias